jueves, 12 de agosto de 2010

Mujer de Pelo Rojo


Hace días que te veo, joven mujer, pasar por mi casa y noto en tus ojos el frío de tu corazón. ¿ Acaso necesitas de mis servicios ? Debes
saber que estoy a tu disposición.
Tu sabes, mujer de pelo rojo como las chispas de San Valentín, soy poeta. Pobre de dinero, rico de experiencia y generoso al escuchar y aconsejar.
Tu cuenta, que te ha pasado y yo te diré que puedo hacer. De lejos se nota, que tu corazón está envuelto en una capa de frío y que no trabaja, como debe trabajar.
Esto ocurre por un desamor, que tu cuore se encerró en si mismo, se alejó de la gente, que puede volverlo a herirlo y se cubrió de hielo, como un escudo protector.
Si este es tu caso, mujer de figura hermosa, hay un remedio que de inmediato, con buenos resultados, pondremos tu corazón a deshelar.
Lo llevarás a reuniones, de amigas y amigos y de algún amante, también. Poco a poco irá probando, el amor, que un día perdió y no pasará, mucho tiempo, que el hielo será agua y tu
corazón volverá a funcionar, para lo que fue creado.
Su sangre correrá por tu cuerpo, regando los sitios que debe regar. Olvidará las penas y nuevamente creerá, en si mismo y en el amor, que nunca muere, enterrará los malos momentos, florecerá la esperanza y como una chispa, encenderá la pasión, que como tu pelo
rojo, de lejos se notará.
¡ Anda, mujer joven, de pelo rojo, figura de amor !
¡ Anda, ya estás curada, no pierdas tiempo y ponte a amar !

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada